Saltear al contenido principal
Menú
Una Niña Muy Leal

Una niña muy Leal

Por: Luisa Maria Castañeda. 

El día 14 de Agosto del 2021,La psicóloga se dirige hacia la vereda Montañita, que se encuentra a tan solo 15 minutos aproximadamente del casco Urbano de San Antonio de  Prado, para compartir con los niños en un maravilloso taller llamado “Niños Calidosos y Habilidosos”, donde se aprenderá de manera lúdica- recreativa a cuidar su cuerpo, a quererse a sí mismo, a decir no y a manejar las emociones, el equipo de trabajo, llega al centro educativo siendo casi la 1:30p.m., en la puerta de este ya se encontraban algunos niños ansiosos esperando recibir a la psicóloga que los acompañaría en este encuentro.

La psicóloga saluda a los padres y niños que ya se encontraban allí, y los invita a que pasen al colegio para dar inicio a la gran jornada que los espera, los niños un poco tímidos entran al salón donde se realizará el taller, y la psicóloga les da la bienvenida y les pide se presenten ellos mencionando su nombre, su animal favorito y cómo hace este animal, para entrar un poco en confianza, entre risas escuchando como los niños imitan su animal favorito ya todos han dicho su nombre y están listos para comenzar a aprender; La psicóloga empieza por enseñarles a los niños la habilidad de la autoestima, y como en el grupo se encuentran dos niñas en su adolescencia, se dirige a ellas y les pregunta si saben algo respecto a la autoestima, alguna de estas dice que la autoestima es quererse a sí mismo,  la psicóloga, les da más detalles al respecto de la autoestima y les explica la importancia de esta y luego de que los niños entendieran de qué se trataba esto, se procede a realizar una actividad donde cada uno tiene una estrellita en la que plasmarán una cualidad que cada uno considera tener… ¡Vaya tarea tan difícil!, algunos muy pensativos piensan para escribir, miran a su alrededor tratando de ver qué cualidades estaban escribiendo sus compañeros… Luego de unos minutos la psicóloga pregunta si ya todos han terminado, y en una sola voz se escucha “Sí”, y entonces cada uno procede a socializar lo que escribió en su estrella, al llegar el turno de Isabella, una adolescente un poco tímida se queda callada y mira su amiga Maria José, que está a su lado, la cual le dice: “Isa, hágale pues, deje la pena”, Isabella aun con mucha más pena dice la cualidad en un tono muy bajo, pero muestra su estrella para que sus compañeros la vean “Lealtad”, era la palabra que resaltaba en aquella estrella, al indagarle por qué esa cualidad, se queda un poco pensativa y mira a su amiga, quizá esperando que esta le ayudara a responder… pero lo único que esta hace es animarla a que responda, “Isa, usted sabe, hable”, Al parecer Maria José es un gran apoyo y motivación para Isabella; como Isabella no daba respuesta, Maria José, decide hablar y dice: “Profe… perdón psicóloga, Isa, es la mejor amiga que uno puede tener, ella siempre está cuando uno la necesita, siempre me ayuda, ella y yo siempre hemos sido mejores amigas, somos como hermanitas, casi siempre estamos compartiendo juntas y nos apoyamos en todo, y ella no solo es así conmigo, ella cuando tiene amigos siempre los ayuda y apoya y pues a ella le han resaltado siempre mucho eso, por eso yo creo que puso la LEALTAD y es la principal cualidad que yo diría que ella tiene”, la psicóloga, un poco asombrada por las palabras de Maria José, le agradece por ser participativa y por resaltar las cualidades de su amiga, finalmente, deja que quienes faltan por compartir su cualidad lo hagan y así se da por terminada la actividad de la autoestima.

Te gusto este artículo
Recibe en tu correo toda la información¡

Es posible que recibas la notificación de la suscripción como correo SPAM o correo no deseado.

Habeas Data, política y tratamiento de datos personales Frecuencia Estéreo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Luz Arlency Cardeño Muñetón

Soy una Psicóloga, apasionada por la lectura, el cine y la buena gastronomía. Amo los atardeceres, reír, bailar y disfrutar de una buena compañía.

Volver arriba
Buscar